Las 5 Finales más Dramáticas del Mundial de Clubes 

Las 5 Finales más Dramáticas del Mundial de Clubes 

La Copa Mundial de Clubes de la FIFA, conocida hasta el 2004 como Copa Intercontinental, es una de las competencias más importantes del fútbol internacional

En ella, los equipos ganadores de los principales torneos continentales se enfrentan año tras año para intentar consagrar a su equipo como el mejor del mundo; Liverpool es el campeón de la última edición y Real Madrid es el club que más títulos ostenta.

El torneo en sí mismo es muy apasionante y las finales cautivan a una audiencia ansiosa por conocer al equipo ganador. A continuación, una selección de las 5 mejores finales de la historia del Mundialito de Clubes.

⚽ Barcelona 2-0 Estudiantes de la Plata, 2009

Quienes disfrutan de las cuotas de partidos de fútbol y hayan apostado por el equipo catalán en la final del Mundial de Clubes del 2009, de seguro, pasaron más de un sobresalto.

Y es que el equipo que, en aquel entonces, dirigía Alejandro Sabella dio mucha pelea; Juan Sebastián Verón quería repetir la hazaña que su padre, Juan Ramón, lograra 41 años atrás. En esta ocasión, el Barcelona contaba con figuras como Messi, Zlatan Ibrahimovic y Xavi Hernández, y era el equipo que cambiaría la historia del club para siempre.

Mauro Boselli fue el autor del primer gol del partido a poco más de 30 minutos de comenzado el primer tiempo; ese resultado se mantendría inalterable hasta el gol del empate de Pedro a tan solo dos minutos de terminar el encuentro.

Leo Messi, comenzado el alargue, fue quien finalmente decidió la suerte del partido y marcó con el pecho el gol de la victoria para el Barcelona. Sin duda, fue una de las finales más emocionantes del Mundial de Clubes y significó el Sextete para el Barça.

⚽ Real Madrid 1-2 Boca Juniors

Sin duda uno de los batacazos más memorables del siglo. Los argentinos arrancaron con todo, y Martin Palermo marcó 2 goles en los primeros seis minutos del partido ante la mirada atónita de los merengues.

Roberto Carlos consiguió descontar y devolver la esperanza a los blancos, pero Boca  supo aguantar el resultado de la mano de un Roman Riquelme en estado de gracia.

El glorioso Boca de Bianchi regresaba a la cúspide del fútbol mundial tras 22 años y derrotaba ni mas ni menos que al Real Madrid de los Galácticos: Figo, Raúl, Roberto Carlos, Fernando Hierro, Iker Casillas, Guti y compañía.

⚽ Nacional 2 (7) – PSV 2 (6), 1988

Una de las finales más dramáticas de la Copa Intercontinental que se recuerden y que sirvió para escribir una de las paginas más glorisas del futbol uruguayo.

No te pierdas!!  Hat-Trick de Haaland en la Nations League

El PSV Eindhoven del brasileño Romario partía como favorito, pero los charrúas se adelantaron primeros en el marcador. Nacional aguantó el resultado, hasta que a 15 minutos del final, el crack brasileño empató y forzó el alargue.

El acutal DT del Barça, Ronald Koeman puso el 2-1 al minuto 110. Casi sobre la bocina, Nacional sacó a relucir la garra y corazón charrúa para forzar los penales gracias al tanto de Santiago Ostolaza.

La tanda de penaltis no fue apta para cardíacos. Hubo un total de 20 disparos, hasta que, en el penalti definitivo, Tony Gómez selló la victoria y la gloria eterna para un equpo de leyenda.

⚽ Bayern Munich 1-0 Boca Junior, 2001

El Boca Juniors de Carlos Bianchi venía imparable. Había conquistado el título el año anterior frente al Real Madrid con un Riquelme de otro planeta. Con esta victoria en mente, el equipo argentino estaba seguro de poder repetir la hazaña; sin embargo, la expulsión de Marcelo Delgado en el 45′ acabó marcando el encuentro.

El Bayern de Múnich aprovechó la expulsión del jugador xeneize para inclinar la balanza a su favor. En un dramático final y ya en tiempo añadido,  Samuel Kuffour (minuto 109) le dio al equipo alemán el gol de la victoria tras una confusa jugada dentro del área boquense.

⚽ Milan 0-2 Vélez Sársfield, 1994

El Milan de Franco Baresi era un equipazo ganador y el favorito en todos los pronósticos; sin duda, una de las mejores formaciones de la épca. Por su parte, el Vélez Sarsfield de Bianchi no tenía grandes estrellas, pero sin un sólido y afianzado esquema de juego. 

Los argentinos soprendieron a los italianos jugando un partido excepcional. Roberto Trotta se encargó de abrir la lata desde el punto del penalti y Omar ‘el turco’ Asad selló la victoria con un golazo de antología.

El meta José Luis Chilavert no permitió ni siquiera el gol del descuento. Pitido final y gloria eterna para un Velez Sársfield formidable.

Lo más curioso es que en el año 2003, el Milan volvería a perder contra un equipo argentino (Boca Jrs.) bajo la dirección del mismo entrenador: Carlos Bianchi. No fue hasta el año 2007 que Milán tuvo su revancha y se consagró campeón del Mundial de Clubes venciendo al Boca de Argentina.


suscribirse
Notify of
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios